Sexshop BDSM: Tienda SadoMaso con envío 24 horas.

966 372 818 601 097 029 badbunnyspain L-V 09:00-15:00

Cinturones de Castidad

Tipos de Cinturones de Castidad:

Tienda BDSM Todos Para hombre Para mujer

35 artículo(s)

por página

35 artículo(s)

por página

Hoy en día los cinturones de castidad forman parte de la vida sexual de muchas parejas. Existen gran variedad de modelos con diferentes formas y estilos, siendo fabricados en múltiples materiales entre los que sobresalen cuero, acero y diversos polímeros, los cuales ofrecen muy buenas condiciones higiénicas permitiendo una utilización más prolongada del dispositivo. Existen tanto para hombres como mujeres, algunos modelos prevalece una estética erótica muy agresiva y otros la funcionalidad e invulnerabilidad.

En sus orígenes era utilizado para prevenir la infidelidad de la mujer en ausencia del marido o como instrumento de protección de violaciones de mujeres expuestas a este peligro, como aquellas que trabajaban con hombres en fábricas, o religiosas y enfermeras atendiéndoles en hospitales. También existían casos en los cuales su uso era por motivos religiosos, bien para hacer penitencia o para combatir las tentaciones de la carne.

Actualmente el cinturón de castidad es considerado como una de las piedras angulares del BDSM, constituyendo un símbolo de dominación del amo sobre el sumiso. Un instrumento capaz de otorgar al amo el poder y satisfacción de privar de placer al sumiso a voluntad, y a este último el inmenso placer de someterse a la voluntad de su amo, además de magnificar e incrementar los sentimientos de ansiedad y deseo, gozando de orgasmos mucho más intensos cuando el amo tiene a bien concedérselos.

Los cinturones de castidad disponen de un mecanismo de seguridad para impedir relaciones sexuales y la masturbación de su portador. Utilizan una cerradura o candado que dispone de dos llaves, las cuales son custodiadas por el amo y nunca accesibles al sumiso. La llave constituye un símbolo de entrega y sumisión a la voluntad amo. Gracias a su uso se alcanzan cotas más altas de placer y excitación en ambos.

Existe también la práctica cada día más utilizada, en la que de forma individual, un hombre o una mujer, se imponen el uso del cinturón por una cantidad de tiempo determinada, cuyos periodos generalmente aumentan. Su finalidad es imponerse castidad con el fin del goce de la ansiedad sexual y conseguir un estado de excitación muy agitado, alcanzando orgasmos más intensos.

El uso estético de este instrumento también es muy importante, ya que produce gran excitación tanto en el portador como en su compañero de sexo. Existen modelos muy impactantes que estimulan los sentidos y poseen gran erotismo, algunos incluso alcanzan la categoría de joyas íntimas.

Nuestros cinturones de castidad son los más cómodos del mercado. La emoción viene de ser la posesión de otra persona sin la posibilidad de obtener alivio.